Tiempo de lectura: 3 minutos

Noticia

14 - 11 - 18

¿Existe relación entre padecer un herpes zóster y la esclerosis múltiple?

La experiencia clínica indica que los pacientes jóvenes con esclerosis múltiple pueden haber padecido infección por el virus herpes zóster en etapas anteriores al diagnóstico.

La asociación entre herpes zóster y esclerosis múltiple se estableció al comprobar los expertos en este campo que el contacto con el virus es más frecuente entre los pacientes con esta dolencia neurológica.

En general, se ha visto que ciertos virus parecen actuar como desencadenantes de procesos neurológicos autoinmunes que acaban conduciendo al desarrollo de esclerosis múltiple en los sujetos que son genéticamente susceptibles.

 

El virus, en consecuencia, no se considera una causa, sino un factor que acelera la presentación de la enfermedad.

 

Un gran estudio sobre herper zóster y esclerosis múltiple

  • Entre los muchos estudios que se han llevado a cabo en la materia, uno de los análisis más exhaustivos incluyó información sobre casi 350.000 pacientes que habían tenido una infección por herpes zóster, y se empleó ese dato como factor de riesgo para desarrollar esclerosis múltiple.
  • La población de pacientes cuyos datos se estudiaron tenían la particularidad de que vivían en una zona geográfica en la que el riesgo de esclerosis múltiple es razonablemente bajo.
  • Los autores compararon la información de los pacientes infectados con otra base de datos, tres veces mayor (1.262.200 personas), de individuos que nunca habían sufrido la infección para compararlas.
  • De acuerdo con sus resultados, el grupo con infección por herpes zóster era 3,9 veces más propenso a desarrollar esclerosis múltiple que el de quienes no habían tenido contacto con el virus.
  • El estudio se considera una prueba epidemiológica de que hay una relación entre el herpes zóster y la esclerosis múltiple.

Trabajos de investigación habían sugerido anteriormente que ciertos tipos de virus de la familia Herpesviridae pueden hacer que se activen dos procesos que tienen que ver con la esclerosis múltiple:

  1. La cascada proinflamatoria (conjunto de mecanismos que provoca la inflamación de diversos tejidos del organismo)
  2. La cascada autoinmune (conjunto de mecanismos que provoca que el sistema inmunológico ataque por error a tejidos del organismo)

En ambos se activan partículas del organismo que desempeñan una función en el riesgo de desarrollar esclerosis múltiple.

Además, se ha sugerido que hasta el 30% de los brotes de esclerosis múltiple se presentan en pacientes que están sufriendo algún proceso infeccioso.

Algunos expertos en este campo han llegado a estimar el plazo medio que suele transcurrir entre la fase aguda de la infección y el diagnóstico de esclerosis múltiple: 104 días. Al respecto, los investigadores han dicho que “la presentación de esclerosis múltiple puede asociarse con la infección por herpes zóster”.

Con las evidencias de las cuales se dispone en la actualidad, se considera que en su relación con la esclerosis múltiple, el virus actúa:

  1. Como desencadenante, que precipita la presentación de la enfermedad
  2. Como factor que provoca la exacerbación (brotes)

No se sabe exactamente de qué modo el herpes zóster puede hacer que se presente o empeore la esclerosis múltiple. Algunos investigadores han sugerido que la reactivación de virus que se encontraban latentes en el organismo, algo que puede suceder con la infección por un virus diferente, hace que se produzcan cambios en los antígenos (elementos del sistema inmunológico), que acaban atacando la capa de mielina que protege los tejidos del sistema nervioso.

Casi todos los especialistas coinciden en que es necesario llevar a cabo más estudios, en zonas geográficas diferentes, para que los hallazgos que se han dado hasta el momento puedan confirmarse.

 

FUENTES

Ross RT, et al. Herpes zoster and multiple sclerosis. Can J Neurol Sci. 1999 Feb;26(1):29-32.

Gilden DH, et al. Is varicella zoster virus really involved in the pathogenesis of multiple sclerosis? Ann Neurol- 2008

Buchmeier MJ, et al. Viral-induced neurodegenerative disease. Curr Opin Microbiol 1999; vol.2: 398-402.

Kang JH, Increased Risk of Multiple Sclerosis Following Herpes Zoster: A Nationwide, Population-Based Study.The Journal of Infectious Diseases, Volume 204, Issue 2, 15 July 2011, Pages 188–192.

 

Valora el contenido ¿Cómo de útil te ha parecido el contenido?
Comparte en RRSS
Autor
AUTOR
Merck Group
Comparte en RRSS
Comparte tu historia Comparte tu historia

Historias que nos inspiran

Descubre las historias

Escribe tu comentario (0 comentarios)

0 comentarios
Avatar

Te puede interesar...

Precauciones en el embarazo de las pacientes con esclerosis múltiple (EM)

Dado que el diagnóstico se suele establecer entre los 20...

Leer más

Día Mundial de la Esclerosis Múltiple

El objetivo es también apoyar y poner en contacto a...

Leer más

¿Qué significa una remisión en un paciente con esclerosis múltiple?

Los diferentes tipos de esclerosis múltiple afectan a las personas...

Leer más
Con la EM
Asistente personal Merck
Apoyo emocional
Mostrar chat Con la EM Con la EM
Abrir Facebook Messenger